julio 11, 2014

Temas álgidos

Hace unos días, mientras nuestra atención se centraba en los partidos del Mundial y en el debate que surgió debido a la aprobación del protocolo del aborto terapéutico en el Perú -luego de 90 años de que éste sea legal- en el penal de máxima seguridad de Piedras Gordas se realizaba un matrimonio. Normalmente un hecho así, que podría indicar el triunfo del amor sobre la maldad humana y que incluye a una persona recluida por algún delito, dándole la posibilidad de ser feliz, debería alegrarnos y llenarnos de esperanza. Sin embargo, en esta ocasión, el matrimonio que se llevó a cabo involucraba al asesino de una joven mujer, Stephany Flores, quien fue encontrada muerta en el año 2010 en el cuarto de un hotel y abandonada por el autor hasta que fue capturado.En la reproducción del crimen, éste habría señalado: “Yo no quería hacerlo. La chica se introdujo en mi vida privada... ella no tenía ningún derecho. Me acerqué a ella y me golpeó. Estaba asustada, discutimos y trató de escapar. La agarré por el cuello y la golpeé" [1]. No era la primera vez que el holandés Joran van der Sloot estaba involucrado o era sospechoso de la muerte de una mujer. En el año 2005, Natalee Holloway, una joven estadounidense que fue vista por última vez con él, desapareció y aún no es encontrada. Van der Sloot no dudó en extorsionar a la madre de la chica, por lo que será extraditado a Estados Unidos una vez que cumpla la condena de 28 años que le dio la justicia peruana por el asesinato de Stephany Flores, para que rinda cuentas por este delito.

El matrimonio del feminicida no ha generado los encontrados debates que han surgido en relación a la unión civil entre personas del mismo sexo, quienes han visto permanentemente negados sus derechos. La unión civil, como hemos visto, ha implicado sendas declaraciones de las distintas iglesias y sectores conservadores del país, y costosas campañas,como la denominada “parejas reales”, que vemos a diario en enormes vallas publicitarias.

El matrimonio del feminicida no ha generado declaraciones que amenacen o sugieran el camino al infierno, como las que el Monseñor Cipriani dirigió a la ministra de Salud Midori de Habich, por haber aprobadola “Guía técnica Nacional para la estandarización del procedimiento de atención integral de las gestantes en la interrupción voluntaria por indicación terapéutica del embarazo menor de 22 semanas”, como se denomina oficialmente. Monseñor, en su su programa Diálogos de Fe, dijo: “Hay una decisión que ha tomado la ministra de Salud. Personalmente, no quisiera estar en su pellejo, tarde o temprano estaremos delante de Dios, que juzgará con absoluta bondad y verdad las decisiones que tomemos” [2]. 

Este matrimonio no ha causado escándalo mayúsculo porque es el matrimonio de una pareja heterosexual.No importan los graves delitos que se le imputan al hombre, ni el tipo de delito cometido, que, podría suponerse, pone en riesgo a la mujer, ya que está preso por matar a una mujer, por segarle la vida a una joven de apenas 21 años. Porque, si por el hecho de curiosear en su computadora, una mujer fue asesinada, podemos pensar que cualquier situación que Van der Sloot considere una invasión a su vida privada puede provocar el mismo resultado, pese a que el Instituto Nacional Penitenciario (INPE), según la pericia sicológica que emitió, lo considera lúcido y en proceso de cambio [3].

En este país, basta con ser heterosexual para gozar del derecho al matrimonio, que puede llevar al privilegio que el propio alcalde de un distrito sea el que realice la ceremonia y que con descaro muestre su complacencia, como lo ha hecho John Barreda, alcalde de Ancón, quien declaró a la prensa: "Ha sido una ceremonia muy emotiva. Hubo lágrimas y algunos besos. Veo mucha pureza en esa unión"[4]. 

Flores, ternos, palabras de amor, promesas futuras, como las de casarse de nuevo cuando salga en libertad, y hasta “pureza” y zapatos a la medida han sido elementos que se han mostrado en este matrimonio. Lo que ha llevado a una joven mujer a enamorarse de un asesino confeso, embarazarse y pensar un futuro con él, trayendo a un niño al mundo ya con el estigma de ser hijo de un asesino, es un asunto que seguramente será analizado por especialistas. El punto nuestro es que, en el Perú, la posibilidad de gozar de derechos como el matrimonio está mediada por la heterosexualidad y mientras alguien lo sea, no importa si es el peor criminal asesino de mujeres, como se ha demostrado en este caso.

La población LGTB no sólo no puede casarse, ni siquiera aspirar a la unión civil que algunos derechos le concede, sino sencillamente es invisible, como ha quedado demostrado en el Plan Nacional de Derechos Humanos recientemente publicado, documento que dice haber sido elaborado participativamente, incorporando las propuestas de miembros de la sociedad civil. Sin embargo, por las protestas y denuncias de diferentes organizaciones, queda claro que se tomó muy poco de lo que las organizaciones de la sociedad civil propusieron. Dicho documento, pese a que en su Visión señala que se aspira a “una sociedad en la que se encuentre plenamente garantizada la efectiva vigencia de los derechos humanos y cuyos miembros se reconozcan libres e iguales en dignidad”, al invisibilizar a las personas LGTBI, que aunque se quiera esconder o intente negar, existen y son también miembros de la sociedad, ciudadanos y ciudadanas, deja claro que no son consideradas libres ni iguales, por lo que no verán incrementados el “goce y ejercicio de los derechos humanos, a través de la promoción de una cultura de respeto a la dignidad en todos los sectores de la sociedad”, como dice en la Misión.

Ya el año anterior, la ministra de Justicia de ese entonces, Eda Rivas, había declarado que:

“Los temas álgidos los hemos separado. Hay temas que son ejecutables en este quinquenio y otros en los cuales el Ministerio tiene responsabilidad de promover el debate, como es el caso del aborto terapéutico y en general los temas LGBT” [5].

Aunque en días previos se aprobó el protocolo, las voces disonantes en relación a que mujeres en riesgo de morir puedan acceder a un aborto siguen siendo fuertes. Es evidente que los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres siguen siendo parte de los temas álgidos, pues en el plan, aún el derecho a contar con un anticonceptivo de emergencia, por ejemplo, depende de los informes que puedan dar algunas instituciones, como la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Panamericana de la Salud (OPS), o algún otro organismo especializado de prestigio internacional sobre el “supuesto efecto antimplantatorio (sic) del Anticonceptivo Oral de Emergencia y con base a ello realizar las acciones legales correspondientes para adecuar la política pública de salud sobre la materia” [6]. Desde el 2005, la OMS viene señalando que las píldoras de emergencia de Levonorgestrel no son abortivas, que lo que hacen es impedir o retrasar la ovulación o imposibilitar la fertilización del óvulo.Consultar la página Web de la OMS [7] hubiera bastado y en el plan, más que colocar una acción de solicitud de información, que parece casi ridículo, hubiesen planteado acciones que garanticen que las mujeres puedan acceder realmente a esta posibilidad, especialmente las que menos recursos económicos tienen.

No sabemos cuándo los temas de derechos dejarán de ser álgidos en el país, pero es evidente que persiste la idea de que hay ciudadanos y ciudadanas de segunda o tercera categoría, a quienes los derechos les son negados, a quienes se invisibiliza. Una democracia sólo se fortalece si sus ciudadanos y ciudadanas, todos, todas, gozan de todos los derechos. Van der Sloot Van le prometió a su flamante esposa que cuando cumpla su condena y salga libre, se casará nuevamente con ella. Esperemos que no tengamos que esperar tantos años para que en el país deje de haber temas álgidos cuando de derechos se trata.

Por Rosa Montalvo Reinoso

Notas:

1.“Muerte de Stephany Flores”, Ministerio de Justicia, 10 de mayo del 2011.http://minjusutp.blogspot.com/2011_05_01_archive.html
2.“Cipriani da a entender que ministra de Salud se irá al infierno por aprobar reglamento del aborto terapéutico”, Diario 16,29 de Junio del 2014. http://diario16.pe/noticia/50145-cipriani-da-entender-que-ministra-salud...
3. “Joran van der Sloot se casa hoy con permiso del INPE”, El Comercio, 4 de julio del 2014.http://elcomercio.pe/lima/sucesos/joran-van-der-sloor-se-casa-manana-permiso-inpe-noticia-1740504
4.“Alcalde casa a holandés Van der Sloot, asesino de Stephanie Flores”, El Correo, 5 de julio del 2014. http://diariocorreo.pe/ultimas/noticias/10101301/alcalde-casa-a-holandes...
5.“Eda Rivas: Plan Nacional de Derechos Humanos será aprobado en 30 días”, La Prensa, 3 de mayo del 2013. http://laprensa.pe/actualidad/noticia-eda-rivas-plan-nacional-ddhh-aprob...
6. Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, Plan Nacional de Derechos Humanos 2014-2016,julio del 2014.
7. Organización Mundial de la Salud, “Anticoncepción de emergencia”, Nota descriptiva N° 244, julio del 2012. http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs244/es/