enero 13, 2016

El Planeta en llamas. Guerras en todas parte

Las intensificaciones de las rivalidades imperialistas involucran a los pueblos en guerras.

Invasiones, intervenciones, golpes de estado, a veces con el pretexto de los derechos humanos, de la democracia, de los derechos de las mujeres.
Las fuerzas imperialistas han provocado hecatombes  con la sangre de millones de mujeres y niños civiles inocentes.

Guerra y Paz, complices del sistema capitalista y patriarcal que vivimos.
En este sistema ninguna guerra ha sido por error y cada tratado de paz prepara una próxima guerra.

El perdedor es la gente pobre, «se les hace héroes  » en la guerra y se les margina en la Paz.

«Clamor de ríos de sangre» dice una canción rebelde de Grecia.

No olvidamos, no nos permiten tener el lujo del olvido.

Desde Corea, donde los imperialistas norteamericanos utilizando armas químicas y biológicas mataron a millones de civiles en Vietnam, Cuba, Chile, Grecia, Chipre, Turquía, Camboya, Panamá, Yugoslavia, Afganistán, Irak, Siria, Libia, Líbano...
Nos asedian la histeria chauvinista, la intolerancia religiosa. Estamos siendo bombardeados por la violencia y el extremismo de derecha.

 Desde el otro extremo, el fundamentalismo occidental con una profusa verborrea sobre «libertad», «democracia», «paz» oculta las causas, castra sociedades, siembra el miedo.  Quienes poseen el poder elaboran «sistemas de seguridad» con tácticas terroristas dentro y fuera de las fronteras.

En los suburbios de París y en zonas declaradas como de guerra se amontonan personas desesperadas y en la miseria. Gente que sigue fácilmente los mandamientos religiosos, se fanatizan y desertan a otro mundo imaginario. Los islamistas en Medio Oriente son asesinos, los islamistas en la India son víctimas de salvajes asesinatos en masa. Los ejércitos regulares e irregulares están equipados con armas de avanzada tecnología hechas en EE.UU.

Quienes son finalmente los que apoyan a pequeños ex -dictadores, quienes son los que siembran la guerra civil, quienes son los que se benefician con la venta de armas, quienes son los que viven bien a costa de los demás, quienes son los que arrebatan la riqueza de las colonias, ¿quiénes?

Obviamente, la pregunta es retórica.

No todos somos Charlie Hebdo, no derramamos lágrimas de cocodrilo, no simulamos.
Pedimos la verdad, exigimos Paz y Justicia.
Nosotras, las mujeres podemos entender que significa tener la ilusión de que luchas contra tu opresor desmembrando tu cuerpo - es increíble el porcentaje de mujeres bomba suicidas – nos damos cuenta de que la religión nos utiliza, experimentamos el hecho de que en nuestros cuerpos «se ejercitan soldados extranjeros», desde nuestra cuna sabemos que significa «el que se construya» una familia con identidad religiosa, estrictamente diferente a la identidad de otra religión.

Religión y familia el arma más exitosa de exterminio en masa de los derechos humanos y de los pilares del sistema de explotación.

Debido a que vivimos la verdad en carne propia, somos la potencial revolución por la libertad, la igualdad, la liberación humana.

En el fondo de este paisaje gris y negro, caravanas multicolores de refugiados están en constante movimiento. La gran tragedia culmina con la visión de niños muertos, flotando en lugares que sirven de paso por el mar.

El tiempo no espera

Alistamiento de todas las mujeres en todo el mundo.

Debemos detenerlos.

El clima político en Europa y en todo el mundo ha cambiado para peor.

En la dividida Europa - y no en la Europa Unida como se le llama abusivamente. - en cada uno de los Estados miembros las políticas en materia de asilo e inmigración son diferentes.

Las mujeres y los niños necesitan cuidados especiales. Los niños sin acompañante o niños acompañados principalmente por mujeres no tienen documentación formal. El debilitamiento del proceso de integración de las mujeres y los niños al régimen de asilo, debido a que dependen de la situación jurídica de los cónyuges debe terminar –ahora ya - de forma única y total, en toda Europa.

Que se cumplan y garanticen los procedimientos de asilo en el marco de la Convención sobre Refugiados de 1951 de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas y que se tenga en cuenta la dimensión de género de los solicitantes de asilo.

Que se proporcione directamente servicios especiales a mujeres embarazadas, a ancianos, a víctimas de violencia, a quienes tienen problemas de salud, a madres solteras, a mutilados física y psíquicamente por los horrores y el dolor de la guerra.
Nos preocupa que, debido al miedo y la ignorancia, en las sociedades occidentales prevalezcan estereotipos negativos para las mujeres emigrantes, las refugiadas y solicitantes de asilo.

Que el 8 de marzo de 2016 sea el día cumbre de nuestras acciones por la defensa los derechos de las mujeres refugiadas.

Por Mata Kaloudaki
MOVIMIENTO DE MUJERES NO ALINEADAS –GRECIA
( Non-Aligned-Women’s Movement )

* El 11/28/2015 una delegación del Movimiento de Mujeres No -Alineadas participó en la Conferencia de la Federación de Mujeres Migrantes en Alemania  
El fragmento es un extracto del discurso del Movimiento de Mujeres No –Alineadas- Grecia