julio 16, 2017

Remix. Malena Pichot reversiona y celebra los mil ejemplares de las 12, inspirada en la sección Inutilísimo que escribió durante años Moira Soto



Las 12 cumple mil ejemplares, pero la gente sigue creyendo que la iglesia tiene buenas intenciones, que es un papelón meterse cosas en el ano, cuando todos se meten cosas en el ano, que Baby no quiso decir que las nenas provocan a los violadores cuando dijo que las nenas provocan a los violadores y que el hecho de que Cordera haya dicho literalmente que hay que violar mujeres, no significa que haya dicho que hay que violar mujeres. Bueno, este es el mundo en el que has decidido ser feminista. Este es el mundo en el que has decidido ser coherente y enarbolarte de empatía. Tomaste la decisión más radical de tu vida, la decisión que más enfurece a la sociedad: luchar por la justicia social. Perderás amigos, perderás energía discutiendo con ladrillos que se consideran personas, ahora estás afuera de la matrix y podrás ver claramente como un montón de hombres se complotan en tu contra para traicionarte. Que no fue mala suerte, que no fue un error, que no estás flasheando: está sucediendo. En la oficina te están cagando esos dos tipos con los que almorzás hace cuatro años. No es tu imaginación, hay un complot mundial para que no llegues a ningún lado. Tranquila, suelta ese cuchillo, no es momento de morir. Deja ese trabajo a los hombres, lo están haciendo genial. Aquí estamos para ayudarte, la clave feminista yace en la sororidad, en la unidad de mujeres que originalmente han sido educadas para aniquilarse. Aquí estamos hermana, luego de siglos de compartirnos los consejos del demonio patriarcal para estar más flacas, para conseguir marido, para hacer muffins de waska, acá estamos hermana para ayudarte, ahora que estás fuera de la matrix y el mundo es un lugar aterrador: 

1) EliGe tus batallas: No todo el mundo es digno de tener un debate con vos. Aprende a diferenciar entre “explicar” y “debatir”. Puedes explicarle qué es el feminismo a cualquier persona, de ninguna manera te rebajes a debatir de igual a igual sobre cuestiones de género con quien no pueda ni siquiera nombrar al menos a dos teóricas feministas. La definición de feminismo es muy sencilla: “igualdad de derechos y oportunidades para hombres y mujeres”, quién se niegue a aceptar esta definición o quien esté empecinado en negar la realidad de desigualdad en el mundo, no merece tu tiempo, sonríe, cambia de tema y en el futuro retírale el saludo. Si esta persona es alguien que quieres muchísimo o no puedes abandonar como tu padre o hermano, recuerda no darles el gusto jamás de hablar de esto, los enfurecerá muchísimo y paradójicamente te respetaran más, sin dudas de ahora en más vos los respetarás muchísimo menos. 

2) No tengas sexo con el enemigo: Son muchísimos los hombres que te admiraran por quien sos, por lo que hacés y por tus ideales. Ok, no son muchísimos, pero existen y son los mejores. Hay hombres que no quieren explicarte nunca qué es el feminismo, que quieren que vos se los expliques a ellos, que se callan la boca y te escuchan con asombro. No, siempre dirán las cosas correctas, como vos tampoco decís siempre lo correcto, pero es su predisposición al cambio lo que los hace aliados del feminismo. La desprogramación machista no se da de un momento a otro es un constante cambio. Abandona ya mismo al miserable que se burla de tu lucha y no le des cabida a ningún hombre que se desespere por llevar las banderas del feminismo adelante tuyo, esos siempre son femicidas encubiertos. 

3) La guerra es lo cotidiano: El feminismo es demasiado: es un movimiento, una ideología, y un modo de vivir. Es tanto, que lógicamente asusta. No te enrosques en la semántica de las personas, en cómo usan los artículos, ni te castigues vos con eso tampoco, la transformación linguistica es feminismo nivel yoda, de a poco, organicamente va salir de tu boca. Sin embargo hay ciertas lexemas inaceptables. En nuestro ideal quisieramos extirpar del movimiento la lógica patriarcal de la ambición de poder, pero, ho sorpresa, las mujeres somos personas y com todas las personas tenemos actitudes horribles, por lo tanto va a sucederte que escuches a una compañera feminista decir “esa conchuda” o “esa gorda de mierda” o “ese puto del orto”. ¿Quizá sea una feminista sin marco teórico? ¿Quizá sea una mujer que está militando aquí de la misma manera que podría estar organizando una cena benéfica de millonarios? Nunca lo sabremos, sí sabemos que ningún enojo debiera hacerte traicionar tu propia ideología. Es ahí donde se cambia el mundo, en lo que hacemos todos los días nosotras, con nosotras. Como dice Srta. Bimbo “Cómo te mirás el espejo es una cuestión política. Ahí comienza la violencia contra la mujer” y como también dice ella: “la mejor forma de secar cogollo es sobre el módem.”

Por Malena Pichot
Fuente: Página/12