junio 25, 2018

Presentan primera Encuesta Nacional de Jamaica sobre Violencia de Género

"Su esposo ocupa un puesto destacado, funciona como predicador y diácono laico ..." Me mudé del dormitorio principal a la habitación de invitados. Después de unos días, y después de las oraciones, él entró y quería tener sexo. Me negué y él cerró las puertas para que los niños no pudieran oír y él hizo lo que quería conmigo. Me sentí violada. Lo superé porque reflexioné sobre el hecho de que él es mi esposo, pero todavía estoy enojada hasta el día de hoy. Por la mañana, ambos fuimos a trabajar como si nada hubiera pasado ".

Más de 1 de cada 4 mujeres en Jamaica ha experimentado violencia física y sexual por parte de su pareja. La primera Encuesta nacional exhaustiva de Jamaica sobre la violencia de género reveló una prevalencia del 27,8% de mujeres afectadas. Además, 1 de cada 4 mujeres (25.2 por ciento) ha experimentado violencia física a manos de un compañero.

Las estimaciones globales muestran que 1 de cada 3 mujeres en todo el mundo experimenta violencia física y / o sexual, principalmente por parte de una pareja íntima, en algún momento de sus vidas. La Encuesta de Salud de la Mujer de Jamaica (JWHS) se realizó utilizando el modelo CARICOM, que es una adaptación específica de la región del modelo mundial original de la OMS (Organización Mundial de la Salud) para evaluar la prevalencia de la violencia basada en género[1].

La Directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe, Luiza Carvalho, dijo que, con el lanzamiento del informe, se había cerrado una enorme brecha de datos. "En ausencia de datos confiables, no es posible tratar, reducir y prevenir adecuadamente la violencia contra las mujeres y las niñas. ONU Mujeres ha invertido significativamente en apoyar a los Estados miembros en el fortalecimiento de las capacidades para llenar los vacíos de datos sobre la violencia contra las mujeres y las niñas.

"Este modelo de CARICOM captura datos de prevalencia sobre la violencia contra las mujeres. Es importante destacar que también captura información sobre las consecuencias de la violencia para las mujeres, sus hijos y sus familias, las conductas de búsqueda de ayuda de las mujeres y los factores de riesgo y protección para la violencia ", agregó Carvalho. 

Realizado por el Instituto de Estadística de Jamaica (STATIN), con el apoyo técnico y financiero de la Oficina Multi país de ONU Mujeres en el Caribe y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) a través de la Fase III del Programa de Seguridad y Justicia Ciudadana del Gobierno de Jamaica (CSJP III), el informe examina las experiencias más recientes y de toda la vida de las mujeres con violencia y abuso de la pareja íntima, así como el abuso y la violencia en un contexto no íntimo. [haga clic aquí para acceder al Informe, disponible únicamente en inglés].

Antes de esta encuesta, Jamaica no tenía una estimación confiable de la prevalencia de la violencia de género, incluida IPV². Las estadísticas no permitían examinar la violencia infligida por la pareja como una categoría discreta separada de la violencia que se produce en el hogar entre otros miembros de la familia.

Los datos mundiales muestran que la violencia contra las mujeres y las niñas afecta a todas las sociedades, clases, razas, áreas geográficas, grupos de edad y las cifras de Jamaica muestran que no hay diferencias significativas en las experiencias de vida de las mujeres que viven en áreas urbanas y en las áreas rurales. Sin embargo, la encuesta de JWHS muestra que la prevalencia actual (es decir, las experiencias de violencia física y / o sexual en los últimos 12 meses) es más alta en las áreas urbanas (6,2 vs 5,4%). La prevalencia de por vida de la violencia física en la pareja (IPV) se refiere al porcentaje de mujeres que denuncian haber sido golpeadas, abofeteadas, pateadas, golpeadas, quemadas, amenazadas o heridas con un arma por un compañero al menos una vez en su vida. Todos los grupos de edad han experimentado violencia física en la pareja (IPPV), casi un tercio (31%) de las mujeres de 25-29 años han experimentado IPPV, convirtiéndose en el grupo con la prevalencia más alta en su vida. Las mujeres en ese grupo de edad también tienen la prevalencia actual más alta, con 12.2 por ciento que han experimentado IPPV en el último año. Esta tasa es el doble de la tasa nacional de IPPV actual (estimada en 5.8%)

La violencia severa fue experimentada por el 18.2 por ciento (casi 1 en 5) de mujeres. Si bien no hubo diferencias en la gravedad de la violencia según la ubicación, el nivel de educación o el estado laboral, las mujeres que tenían 18 años o menos cuando ingresaron en su primera unión (viviendo juntas o casadas con un hombre) tuvieron el doble de probabilidades de experimentar violencia severa como mujeres que eran mayores cuando entraron en una unión residencial con un hombre. Más de un tercio de las mujeres (34.2%) que tenían 18 años o menos sufrieron violencia severa, en comparación con el 17.2 por ciento de las que ingresaron a un sindicato a la edad de 19 años o más.

Los datos también muestran que las mujeres que han estado embarazadas también son más propensas a ser sometidas a violencia severa que las mujeres que nunca han estado embarazadas. 

Jamaica es parte de siete de los nueve instrumentos internacionales fundamentales de derechos humanos y también ha aprobado legislación local para complementar los derechos y las protecciones que ofrecen estas convenciones internacionales. Además de la introducción de esta protección constitucional explícita, otras adiciones y enmiendas legislativas en la última década han mejorado la protección legal de las mujeres y las niñas en áreas que van desde los derechos de propiedad hasta la victimización sexual.

No obstante, la violencia de género sigue siendo generalizada, y las mujeres y niñas continúan sufriendo una alta tasa de victimización sexual. De hecho, la Oficina de Asuntos de Género señala que la gran incidencia de la violencia basada en el género y la violencia contra la mujer sigue siendo un obstáculo importante para lograr la igualdad de género, el empoderamiento de la mujer y el desarrollo nacional.

La estrategia general de ONU Mujeres para abordar la violencia de género y su forma más prevalente de violencia contra mujeres y niñas en la región del Caribe se centra en la prevención y la respuesta: incluida la provisión de servicios esenciales de calidad y acceso a la justicia para los sobrevivientes. Se basa en la transformación de las normas, valores, actitudes y creencias culturales y sociales que respaldan la perpetuación de la discriminación por motivos de género, la desigualdad de género y la violencia de género.



Fuente: Onumujeres

Notas

[1] El Modelo de la OMS presentó una metodología y protocolos reconocidos internacionalmente para proporcionar una imagen completa del número real de mujeres que han experimentado violencia, los tipos de violencia y la frecuencia de la violencia. Con las modificaciones apropiadas a este modelo de la OMS, se desarrolló e implementó el modelo CARICOM en Jamaica.
[2] Usar la fecha administrativa para medir la violencia doméstica en Jamaica es difícil, ya que no existe una definición de "violencia doméstica" en la Ley de violencia doméstica o en la Ley contra la violencia contra la persona (Harriott y Jones, 2016, p.26), y de ahí la La policía usa definiciones variadas que pueden incluir violencia entre personas relacionadas o que viven en la misma casa